Tartrectomía: Consta de la eliminación de cálculo dental o masa mineralizada adherida a los dientes para lograr una limpieza dental con ultrasonidos e instrumentos odontólogicos especiales.

Tartrectomía1

El raspado coronal o eliminación de cálculos supragingivales suele hacerse periódicamente (los odontólogos recomiendan una limpieza cada seis meses como profilaxis), para eliminar la acumulación de cálculo dental (sarro), depósitos blandos (placa dental) de difícil acceso o algunas manchas superficiales. El raspado radicular lo debe hacer un periodoncista o periodontólogo, que cuente con un equipamiento específico, por lo que es necesario hacer una visita al dentista para realizarlo correctamente.

Raspado coronal y radicular:

Es la eliminación con ultrasonidos o instrumentación manual del sarro o cálculo dentario acumulado y toda la placa dental mineralizada y no mineralizada, fundamentalmente toda la masa acumulada en el borde gingival de las piezas dentales (supragingival) y en los espacios interproximales (entre los dientes). La producción de cálculos  a lo largo del tiempo es inevitable aunque se puede retrasar con una correcta higiene dental.

La existencia de espacios en la boca  es normal, un cepillado normal no es capaz de lograr una limpieza completa  y es por ello que con el tiempo se presenta sarro el cual se forma inevitablemente facilitando la aparición de enfermedades como la periodontitis. La  acumulación se puede ver acelerada por diferentes factores como el tipo de bacterias en el biofilm microbiano, enfermedades bucales, estrés, predisposición genética y sobre todo, por la falta de una correcta higiene dental con cepillo, hilo y el uso rutinario de algún antiséptico antiplaca.

Tartrectomía2

Abrir chat
Powered by